El PP culpabiliza a Podemos del atentado en Niza

sábado, 16 de julio de 2016

El pasado jueves en Niza, Mohamed Lahouaiej Bouhlel, tunecino de origen, arrolló con un camión indiscriminadamente a decenas de personas que celebraban la fiesta nacional francesa y donde el número de fallecidos hasta el momento ascienden a 84.

Desde entonces, se ha vinculado al autor con la Yihad, pero su vida cotidiana lo pone en entredicho, Mohamed comía carne de cerdo, se iba de fiesta, no hacía el ramadán, tenía antecedentes por maltratador y por conducir borracho, la verdad, este asunto debería ser analizado antes por psiquiatras que por políticos. Mohamed parece ser más un enfermo mental como los que de vez en cuando salen a la palestra en países como Estados Unidos, jóvenes que viven en un mundo enfermizo y que como último recurso acceden a la violencia para simplemente llamar la atención o para desahogar un odio acumulado durante años.

Pero da igual, Mohamed es árabe, prueba suficiente para vincularlo con la Yihad para determinados medios de información y autoridades políticas.

La vida política en España no es menos, desde ciertos sectores necesitan alimentar el odio, esto nos costó cientos de vidas en el atentado acaecido en Madrid el 11 de Marzo del 2004, según Soraya Sáenz de Santamaría: “Resultan incomprensibles determinadas actitudes, como las mostradas por Podemos de ser ‘observador’ en este pacto antiyihadista. Este tipo de salvedades solo dan margen a los terroristas al pensar que la postura monolítica que tienen enfrente está resquebrajada, con importantes fisuras”

Según Soraya parte de culpa del atentado en Niza es de Podemos por no someterse a un pacto que alimenta más violencia. Pactos como el de Bush, Blair y Aznar (Trío de las Azores) en busca de supuestas armas de destrucción masiva en Irak. El señor Bush y sus secuaces destruyeron un país a base de razones que a día de hoy no se han podido corroborar, ¿dónde están las armas de destrucción masiva?, sólo podemos ver un país sin identidad y abocado a una violencia sinfín y que nos salpica en occidente de vez en cuando.






No hay comentarios:

Publicar un comentario