Los padrinos políticos de Susana Díaz al banquillo de los acusados

sábado, 5 de noviembre de 2016
Manuel Chaves y José Antonio Griñán ex-presidentes de la Junta de Andalucía han sido acusados de ser partícipes directos en el caso de los ERE, el juez de refuerzo de Instrucción número 6 de Sevilla Álvaro Martín ha notificado la apertura oral contra ambos ex-presidentes por el denominado "procedimiento específico" con el que se concedían las ayudas de los ERE, en dicho auto también se cita a otros 24 ex-altos cargos entre los que destacan los ex-consejeros José Antonio Viera, Gaspar Zarrías y la ex-ministra Magdalena Álvarez.

A José Antonio Griñán y a Carmen Martínez Aguayo le imponen una fianza de 4.214.720 euros, a José Antonio Viera Chacón 6.229.108 euros y a Francisco Vallejo 3.763.332 euros. Desde la Junta de Andalucía están contrariados con el auto del juez de refuerzo y a través de un escrito elaborado por sus servicios jurídicos que consta de 69 folios concluye que no puede sostenerse una acusación contra los ex-presidentes y el resto de ex-altos cargos procesados, a los que la fiscalía ha solicitado penas de prisión e inhabilitación.

Respecto a los dos ex-presidentes el auto refleja que ambos conocían las irregularidades relacionadas con subvenciones y participaron del "plan" establecido en el año 2000 para eludir los controles de la Intervención y que permitió la "falta de control sobre los fondos públicos destinados a subvenciones o ayudas", ambos ex-presidentes como responsables máximos del Gobierno Andaluz, el primero Manuel Chaves impulsó la implatación del procedimiento para la distribución de las ayudas y subvenciones y el segundo lo mantuvo, conociendo ambos tanto los mecanismos de las transferencias de financiación y las modificaciones presupuestarias como la falta de un procedimiento dotado de las "mínimas y elementales garantías para el reparto de las ayudas".

A José Antonio Griñán se le solicita una condena de seis años de prisión y otros 30 años de inhabilitación por delitos continuados de malversación de caudales públicos y prevaricación en relación con el fraude los ERE y a Manuel Chaves se le solicita una condena de diez años de inhabilitación por un delito de prevaricación también relacionado con los ERE.

Por otro lado Susana Díaz pide celeridad en el juicio y apuesta por la inocencia de ambos ex-presidentes (sus padrinos políticos), afirmando que, "cuanto antes se celebre el juicio, antes quedará clara su honestidad".



No hay comentarios:

Publicar un comentario